Retour à la RALM Revue d'Art et de Littérature, Musique - Espaces d'auteurs [Contact e-mail]
ESPACES D'AUTEURS
Ces auteurs ont bien
voulu animer des
espaces plus proches de
leurs préoccupations
que le sommaire de la
RAL,M toujours un peu
généraliste.
Diagnóstico de lo que se dice a falta de lectura
Navigation
[E-mail]
 Article publié le 2 juin 2019.

oOo

¿Sabes ? Se puede preguntar ese acertijo de otro modo.
– Se puede – dijo Stephen
– El mismo acertijo. ¿Sabes la otra manera de preguntarlo ?
– No
– ¿No te puedes imaginar la otra forma ?...
– Hay otra manera pero no te la voy a decir.
– Por qué no lo decía ?
James Joyce

 

DIAGNÓSTICO DE LO QUE SE DICE A FALTA DE LECTURA

 

No se lee, hay escasos lectores, no hay tiempo ni se lo dan para leer, en su mayoría tanto padres como profesores no tienen hábitos de lecturas, no saben cómo leer, o siente vergüenza decirlo en público. Se obliga a leer a los niños y jóvenes, esto es, se impone el texto de lectura, esta modalidad es caduca y represiva. 

El joven baja el pedido o el deber del internet lo imprime y lo presenta como propio, se fomenta la copia, sin darse cuenta el chico de este patrón, lo da al profesor para la obtención de la nota. Ha cumplido pero qué, ambas partes qué ignoran o desconocen y hacen como que no pasa nada.

Hay una desvalorización a la literatura o idealizar a la obra, o en el peor de los casos solo conocer el título sin su contenido ; creer que leer no sirve, que se pierde tiempo leyendo, que quita espacio y horas para otras materias ; hay excesos de deberes en todas las materias, a los chicos y jóvenes les falta tiempo para disfrutar de la experiencia académica y creativa.

Se usa bibliografía inadecuada sin tema, ni reseña y no apropiada para la edad ; los títulos que se ofrecen a los posibles lectores no son de acuerdo a sus perfiles ni necesidades.

Los estudiantes tienen dificultad para redactar, componer o crear con sus propias palabras una explicación de una lectura, de una lección que tienen que dar o relatar una creatividad.

Falta el desarrollo, uso, práctica de la experiencia oral dentro del aula, no hay conversación, ni diálogo en el manejo de la información. 

Los padres y los profesores desconocen el libro que leen lo niños o los jóvenes, en la mayoría de los casos ni los leen o no los terminan, lo mismo con los libros de estudios, se nota a término del año escolar lo que faltó por concluir. 

No hay experiencia de escuchar la lectura oral, de contarla, ni de comentario de la obra.

La experiencia de la lectura se reduce a una asignatura, calificación, muchas veces no placentera para el estudiante por la tensión que provoca cumplir por obligación y sobre todo por la nota.

 

Hay deficiencia tanto en adulto, niño y jóvenes para la investigación. Esto es, que falla como investigador para seguir la pista, la huella como detective para dar con el misterio de la palabra, del caso, de la pregunta misma. 

La incógnita queda enredada en una confusa memoria de hechos desordenados o rebotando en supuestos, hipótesis o titubeos. 

Por lo que es vital para el fortalecimiento de todo aprendizaje y el de la misma lectura sepamos manejarnos con “método de investigador”, ya que este una vez asimilado se vuelve una modalidad de vida, de disciplina y de disciplina rigurosa. 

Las acciones para la realización de un fin implica pasos, planeamiento contenido como un proyecto para obtener la obra. 

Por lo tanto es vital saber elaborar un proyecto y conocer los pasos y metodología de la investigación. Esto es un instrumento que te facilite actuar e intervenir con mayor precisión en el camino de la acción, creación, estudios y vivencia con los demás. Proyecto es proyectarse, es darle perspectiva al sentido de la vida.

 

II

 

EL FUNDAMENTO DE LA LECTURA EN LA VIDA Y LA EDUCACIÓN

La lectura involucra un fin, esto es, despertar y sacar del letargo al lector. Lo liga con la experiencia de la obra, la recrea con la propia, la renueva.

Además toda lectura implica goce, misterio, investigación, desilusión. La aventura del acto de leer es un riesgo, ya que provoca e invita a desafiar, despierta la creatividad al autor de sus pensamientos, constructor de su memoria y hacedor de su historia a recapacitar su propio mundo, a replantearse otras oportunidades, a convivir consigo sin desligarse del vínculo social.

La lectura es un proceso encauzado y determinado entre transferencias, transacciones y transiciones entre lector y texto. “Ya que el texto es un todo en partes identificables que facilita la lectura y comprensión”. La animación a la lectura está basada en la palabra que suscite el deseo de una lectura personal para que desarrolle lectores objetivos juiciosos, imaginativos, comunicativos, e inventivos. La lectura permite fabular, desarrolla la imaginación, amplía y enriquece la dimensión de la vida. 

Que la lectura forme partidos de lectores, con identidad propia, nacional y universal, con valores sólidos, capaz de expresar sus emociones, deseos de libertad, que tenga capacidad de sorprenderse aun, de inventar todavía. Que pueda gozar de su fantasía sin temerla.

Sensibilizar al profesor, padre, niño y jóvenes hacia los valores estéticos y literarios. Tener en cuenta sentimientos que se pueden provocar en el lector del encuentro con el libro.

El encuentro del libro con los lectores es una forma de educar en la participación del uno con el otro o con la comunidad que se presta al encuentro con la obra en la escucha, diálogo y exposición de la obra en la experiencia compartida, la misma que conlleva una dinámica de interacción grupal, donde el prestarse es a compartir sin liderar competencias, ni calificaciones, ni ambiciones de puestos, ni reasaltando a unos y a otros no. Lo que hay que facilitar que predomine es un espacio de camaradería, convocador, espontáneo, festivo y colaborador. 

Por lo que el grupo lector-animador-lectura como objetivo crea un ambiente y clima propicio de un rato a convivir el mundo del libro y de la vida misma. En sí es una experiencia de la lectura individual y colectiva. Sea en grupo pequeños, o tipo forum. La convivencia con la lectura ofrece oportunidades, cambios, mejorar la calidad expresiva, de análisis, gramatical, sintaxis, ortográfica, de dicción, de concentración, de atención, de solidaridad, de encontrarle sentido a los valores.

 

III

 

EL ARTE Y LO VIVIENCIAL

Toda obracreativa tiene sentido en intencionalidad desde el ser único y social. Por lo tanto para recuperar la vida cotidiana es necesario asimilarla, reconocerse en ella y posesionarse. Todo concepto pasa por la vida ; la condición humana se la conoce de cerca porque cada ser está involucrado en su papel protagonista, otra cosa es negarla ahí donde no me reconozco, esto es, quitarle su lugar y hegemonía. Somos principiantes en el verbo advenir del presente, en él ejecutamos los hechos y las palabras ; la historia nos compete cuando asistimos a su nacimiento y parto. 

Alumbramiento mortal de la vida, darnos cuenta de ello, es otro asunto, algo así, como darle maternidad o paternidad. Toda una legitimidad del derecho al prójimo para empezar, terminar, seguir, decidir, partir con…responsabilidad.

La vida y la muerte son principios fundamentales, de los que no queremos saber, pero son inevitables, ahí están como siameses, totalmente dependientes e inseparables, exigen atención inmediata.

El arte pretende ser el arco iris no en blanco y negro, sino el color del deseo, del amor ; ser el develador de lo oculto visible, ser la vanguardia y alternativa. Ser el síntoma creador soportable, resistible. Ser la pasión que no llega al exterminio, que llega a la vida con la vida, con imaginación. Para que haya deseo en el hacedor del arte, sea esto poesía, pintura, la vida misma ; invento al fin y al cabo y de todo, tiene que haber otro que provoque, que lo sostenga, llámese madre, partero, nana, maestro, orientador.

Para mí la poesía nace justamente ahí donde la carencia conoce su finitud, desafía lo mortal, sintiéndose reina de la muerte y del universo, a sabiendas de que su portador es de carne y huso. Irónico, la vida con vehemencia suicida el dolor con letras resucita. Defiende la palabra como único bien del poder. Es la constancia de que el ser humano existe como hablante y deseante,

El filósofo Nietzsche dirá “espirítu que está seguro de si mismo habla sin dar gritos, busca la oscuridad, deja que esperen en él”. El arte se dirige a la nomenclatura de lo humano, Su cima : el uno testigo de no, su génesis, un hacedor apropiándose del mundo. El artista en el silencio del encuentro con la creación trabaja los rasgos unarios, los íconos de lo auténtico. 

Se distancia de la muerte para acercarse ala nacimiento, labra con originalidad su inconformidad. el arte es un desafío que supera la realidad y la fantasía. Es un testimonio que tiene que conmover, replantear, romper lo tradicional desde una estética y una ética que comprometa y tenga una posición, que tenga algo que decir y subvertir. 

El amor en el arte es tener “fe” y duda en el crear un lenguaje posible no a la ligera.

2011

 

IV

 

EL MARCO DE LA VIDA UN MARCO TEÓRICO DE HISTORIA HUMANA SABIENDO DE SU SER

 

“Los comportamientos lectores no se modifican con imposiciones sino con motivaciones y estrategias que tienen ver menos con las técnicas y las metodologías que con la vida. Porque –y aquí reside el verdadero quid del asunto- no se debe leer para cumplir requisitos escolares o profesionales, sino para hallarle sentido a la vida y, habiéndola hallado, habiendo dado con esa puerta que nos puede conducir al otro lado del espejo”. ((francisco Delgado) 

Cada humano crea su método, lo socializa y lo comparte, aprende y lo renueva, desecha lo pasado de moda y lo modifica, despeja la incógnita y formula otras. Siempre nace su pensamiento y alcanza la obra como la semilla da el árbol, si no es aplastada por nada que le impida o le quite la oportunidad de crecer.

El ser humano antes de nacer ya es hablado, ya es iniciado en el argumento de su existencia que tendrá que sustentar, replantear, reubicar. 

Los capítulos de su historia tendrán razones, alegrías tristezas. La reseña de su nombre la inscribieron sus progenitores. Él, propietario de un nombre y autor de su vida como obra en los días habitándose en la sintaxis de sus actos. En su propio cuerpo tendrá que puntualizarla, patentizarla, tendrá que volverla a leer, volverla a narrar, rescribirla, novelarla.

Dar otras lecturas y otras escrituras. Su obra está por contarse, está contándose, está a contarse, y para eso tiene que leerse, leerla, dejarse leer y que se la lean. Crearla y recrearla. 

Todo ser humano es un creador en potencia, y esta posibilidad de poder hacer algo implica aprender, conocer, disciplinarse, tener paciente, controlar la frustración, construir propósitos y dejarse guiar en ese ensayo de la vida que le concierne a ella como una existencia incansable de aventuras y alegrías. El dolor del aprendizaje se lo disipa transformándolo en correctivos que enseñan superación de etapas y transfiguraciones de vivencias.

El lector único portador de su experiencia, practicante directo del aprendizaje del ejercicio de su vida es el aprendiz potencial generador, portador y testigo de su cuerpo, memoria, emociones. Autor a la vez del diario de su historia. Los otros, en los años de su formación y dependencia, sean sus padres, tutores, profesores, amigos, son sus coautores. 

Después no serán necesarios, pero en la etapa de formación son claves en la matriz del mapa que concibe en su esquema y geografía conceptual, en su laberinto psíquico, y coordenada corporal y diseño mental. 

El autor se hace solo : en su escritura tiene que ser él y no el otro impuesto por el poder y saber de dominio que usan los padres o maestros por el rol que les compete o creen por el derecho de mando. 

Por eso los moldes hay que romperlos para no repetir imágenes ni ser prolongación de nadie, ni concluir el camino del otro, ni obra ajena. Ser uno mismo es la mejor lealtad para tener algo de autenticidad.

Razón por la cual en el espacio del actor o actuante de su vida es vital, el papel del apoyo o guía de la familia, del profesor o del tutor. Si bien es cierto que cada quién es protagonista de su vida, es necesario reconocer que el otro adulto es referente y soporte fundamental.

El inicio del proceso lector empieza desde el hogar, desde el comienzo de la vida de todo ser humano. La lectura de los pasos y balbuceos del niño que da, quiere dar o está dando, tienen ritmo, estilo, tiempo y espacio propio. La paciencia tiene que ser fuente inagotable del instructor o guía.

 Por lo tanto, la vida tiene un sentido y hay que dárselo. La lectura nos permite y facilita conducirla, encauzarla, protegerla, asegurarla, proyectarla. Nos da luz y pautas para encaminarla como un proyecto de vida.

La voluntad de leer implica deseo y decisión. Esto es acceder y acercarse sin resistencias.

La voz y la palabra hacen una comunión con el diálogo, con el silencio, con el mensaje implícito y explícito, una comunicación con intención de algo para alguien, para el lector, para el que escucha, para el que lee, para el que acciona.

El tiempo de la meditación antes de actuar, luego, la espera y el intervalo que nos concierne como voz de la conciencia para el esclarecimiento y determinación del próximo paso. 

La voz de la lectura provoca la diferencia, crea ese espacio, esa otra escena, de un yo a un tú o de un tú a un mí. Lectura otra que solo sale de esa posición de hablas y escuchas, de leer en silencio, de escuchar el escrito. De hacer otro que lee, un hablante que habla y no solo es hablado.

De hacer al habitante de la palabra un lector y creador de una lengua y gramática propia de la vida renovándose dentro del lenguaje que nos convoca, invita, compromete. Decir lo que se quiere sin bloqueo, sin censura. Con la pertinencia de ser invitado e invitar a compartir la palabra en la deliberación del mensaje, del texto y del conocimiento vivificante.

Leer, escribir, crear es retomar y recrear el garabato inconcluso y la voz incipiente de la infancia creadora. Matisse lo precisa así “ es preciso un gran amor capaz de inspirar y de sostener ese esfuerzo continuo hacia la verdad, esa generosidad de conjunto y esa desnudez profunda que implica la génesis de toda obra de arte ¿pero es que el amor no se encuentra en el origen de toda creación”

2013

 

V

 

EL USO DE LA PALABRA Y SU ANIMACIÓN EN LA VIDA DEL SER

 

Para que se conviertan los participantes en lectores creativos, que lean para sí y para la convivencia social, para obtener y facilitar respuestas para la vida práctica, simbólica, creativa y social.

Para que Pongan en marcha la imaginación ; para que recreen la aventura de la vida que cada uno porta.

Para que se introduzcan en el mundo de la lectura recreativa y a la vez se creen el hábito o la costumbre de hacer y conllevar un sujeto lector.

Para que tenga un lugar o espacio para convertirme en lector. Para dejar que nos habite la palabra.

Para modificar la idea de que la literatura es sólo un material de estudio y de tarea con comentarios de textos, o resúmenes o de fechas y biografías de autores.

 

Para reflexionar sobre los distintos espacios y estrategias para la animación a la lectura.

Para adquirir estrategias y recursos, con los que se pueda animar para que los niños, jóvenes y adultos lean con mayor regularidad y en forma sostenible.

Para intercambiar experiencias de animación a la lectura.

 

VI

 

LO QUE SE QUIERE PARA LA COMUNIDAD, LA EDUCACIÓN Y LA FAMILIA

 

 

leer la vida sin que el cuerpo sea una letra muerta

 

Maestros :

Replantear el tradicional concepto de que el maestro enseña y el otro se educa.

Se conozca qué es un libro, cómo nació el libro, que había antes cuando no había el libro, porque su importancia. Clases de libros, cómo está compuesto un libro.

 

Es el único responsable para ubicar un libro propicio y preciso de acuerdo a inquietud y necesidad del niño y del joven.

El maestro es fuente y mediador para acercar al estudiante a la lectura y despertar pasión por los libros. De ayudarlo a mejorar su léxico.

Debe portar y despertar capacidad lúdica a partir de sueños, fantasías, figuras, imágenes, músicas, pinturas, esculturas. Apropiarse de la minucia de la naturaleza misma. La vida en toda su complejidad y simpleza.

Practicar composición creativa, redacción, síntesis, resumen.

Diferenciar las funciones de los medios de comunicación. No atacarlos ni competir, sino aprovecharlo con lo que brinda, hay que aliarse y hacer hincapié en las diferencias entre libro y medios de comunicación.

Rescatar valores universales que están insertos en el libro

Fomentar la lecto escritura, La lectura y la composición como ejercicio para mejorar la redacción, ortografía, caligrafía, creatividad, memoria.

No planas ortográficas, ni dictados,

 

Que la lectura sea parte de los ejes transversales donde participen integralmente padres, profesores y alumnos.

Que se replantee la calificación, se haga seguimiento y otras formas de evaluación al aprendizaje, que sea menos teórica y más práctica.

 

Dentro del aula que se use grabadora, se trabaje en grupos pequeños, que los estudiantes organicen las ideas, se puede dar un formato general de cómo analizar el libro.

Que el maestro sea un lector leyendo junto con sus alumnos, solo así la animación a la lectura será más fructífera.

 

Padres :

Integrar a los padres a este aprehender de una lectura renovadora e integral que involucra fantasía, imaginación, pensamientos, y al ser en su relación los otros para mejorar las interrelaciones con sus hijos, la familia misma y la sociedad.

Darles oportunidades de participar involucrándolos a compartir actividades en función de un proceso de desarrollo de habilidades y nuevos aprendizajes.

Fomentar interés por los libros y compartir experiencias de lecturas con sus hijos, convirtiéndose ellos en padres lectores.

Compartir comentarios de libros, películas, publicidades y programas de t v. Fomentar análisis y crítica de lo que leen y ven.

Saber que hay una edad para despertar el interés y la motivación de acuerdo a lo que viven y sus edades.

Intercambiar criterios sobre temas de interés alrededor de la lectura.

Hacer una pequeña biblioteca disponible y al alcance de los hijos, sea en sus cuartos, o un rincón del libro para todos.

 

Que el padre haga un espacio para animarse e integrarse a los “hinchas” lectores y pueda contagiar y motivar al hijo y participar junto con él de la amenidad de estar dispuesto a compartir ese tiempo exclusivo e íntimo como camaradas de la imaginación.

Estudiante :

Estimular, reconocer esfuerzo y aprovechar los dones del niño y del joven.

Hacer que descubran sus potenciales y los desarrollen no sólo en la lectura y en la creación sino en su vida práctica y en otras áreas.

Que el niño descubra la lectura como un placer, juego o diversión. Solo así se sensibilizará hacia el libro de manera que este quede incorporado a su vida como un elemento importante.

Suscitar el deseo de una lectura individual. El tejido de la lectura hecha entre signos escritos y la sonoridad de la palabra borda la imaginación con los sentidos y la experiencia de la vida.

Facilita participación e interacción grupal entre compañeros, con los profesores y fomenta el diálogo con los padres también. Se mejora la calidad de interrelación con los compañeros de la vida. Participación e integración grupal. Dominio y confianza expresiva frente al otro.

La agilidad se promueve y suscita simultáneamente al desarrollar habilidades y destrezas a través de la lectura. Igual la compresión del contenido del libro, identificación de recursos del lenguaje literario, desarrollo de la expresión oral de los participantes dentro del grupo.

Los logros en cuanto a la comprensión serán : retener elementos relevantes de la narración, captar la secuencia argumental, aprender a sintetizar, descubrir el esquema organizativo de la obra, conocer el propósito del autor y punto de vista y manera de pensar. 

Detectar, graficar, ver la acción y entretejido del comportamiento, motivos, roles y funciones de los personajes. Reconocer valores denotativos y connotativos, diferenciar tipos de imágenes literarias usadas por el autor.

Diferenciar fantasía de la realidad. Relacionar lo leído con la propia experiencia. Captar la función estética, sentir con la obra, apreciar la obra a partir del estilo que van detectando, descubriendo y gozando del autor, incorporándolo en esa intimidad del lector con su propio estilo asomándose, dejándose hacer, siendo como otro sin dejar de ser el mismo.

Fomentar la expresión oral del grupo, la organización de las ideas pueda expresarlas oralmente, formular juicios personalizados, aprender a escuchar, esperar turno, valorar y respetar las opiniones de los otros participantes.

La experiencia lectora fomenta un habla franca, una escucha dispuesta a gozar de la palabra, de la imaginación, de la creatividad, del acto de pensar solo y en compañía.

Retour à la RALM Revue d'Art et de Littérature, Musique - Espaces d'auteurs [Contact e-mail]
2004/2019 Revue d'art et de littérature, musique

publiée par Patrick Cintas - 12, rue du docteur Sérié - 09270 Mazères - France

Copyrights: - Le site: © Patrick CINTAS (webmaster). - Textes, images, musiques: © Les auteurs


- Dépôt légal: ISSN 2274-0457 -